Las Charangas de Bejucal: nuevo elemento inscrito en la lista de patrimonio cultural.

 

 

Cuba reconoció las Charangas de Bejucal como patrimonio cultural de la nación y su declaratoria oficial se hizo público dentro de las festividades populares tradicionales el pasado 24 de diciembre, en presencia de pobladores, visitantes y miembros de la Comisión Nacional de salvaguardia al patrimonio Cultural Inmaterial. Su marco jurídico se refrenda en la resolución firmada por la MSc. Gladis María Collazo Usallán, presidenta del Consejo Nacional de Patrimonio Cultural y de dicha Comisión, avalada legalmente por el arduo trabajo de expertos y el consentimiento libre, previo e informado de la comunidad, máxima depositaria y protagonista de los bienes patrimoniales.

 

Las festividades de Bejucal cuentan con valores históricos, antropológicos y socioculturales y son estas las razones que sostienen la inscripción de este nuevo elemento en la Lista de Patrimonio Cultural Inmaterial de la Nación Cubana.

 

Bejucaleños participaban en las misas de gallo, después de la cena de nochebuena, imbricándose en la celebración, el oficio parroquial con las necesidades de divertimento a medianoche, con el decurso fueron apareciendo las carrozas y la organización de los barrios, dándole un sentido divisorio en el imaginario de los vecinos de cada barrio. Consideradas fiestas de bandos enriquecidas por el ingenio popular y el sentido artístico de sus pobladores que durante varias generaciones han sabido portar esta tradición festiva.

 

Las Charangas de Bejucal no han estado ausentes de cambios, sustituciones e innovaciones, como suele suceder en las expresiones o manifestaciones tradicionales, en los esfuerzos de protección es digno referir al sistema institucional de la cultura, organismos e instituciones estatales que han reconocido y difundido la importancia de salvaguardar esta fiesta para el disfrute de las generaciones futuras; pero en la articulación de las políticas públicas locales, los esfuerzos deben estar respaldados por resultados, para hacer efectiva la política cultural del Estado. Como concebir que en el año de la declaratoria, no se hayan creado las condiciones necesarias para facilitar las salidas de uno de los elementos más significativos que le dan valor a estas fiestas, “sus carrozas”.

 

En la protección del patrimonio cultural para que un proceso sea verdaderamente efectivo, todos debemos sentirnos gestores y guardianes, para que situaciones como estas, no desaperciban el trabajo del pueblo, portador de tradiciones, entonces sí, se estará realizando una correcta gestión del patrimonio cultural inmaterial.   

 

Por: MSc. Angel Michel Aleaga Hung

Contacto: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 


<< Volver Atrás

¨¿De que vive el artista sino de los sentimientos de la Patria?¨
José Martí