El poeta de los grandes asombros

El poeta de los grandes asombros dice lo que nadie dice, auténtico, campesino, profesor, original; sus cuatro primeros versos lo distinguen, de ellos viene su humildad, su talento, su filosofía, su ingenuidad, la fortuna de ser quién es, conmovedora manera de mostrarnos su mundo, es tiempo y destiempo. Con él vienen las palabras, las suyas y las ajenas, como el “mejor resguardo de los mitos”. De la mano del laúd, del tiple, de la guitarra y el tres nació el 7 de abril de 1951 Ernesto de Jesús Ramírez Arencibia en San Antonio de Cabezas, Unión de Reyez, Matanzas.

 

El documental muestra el poeta improvisador como fuente viva en un mundo moderno que introduce el cambio en la vida social y en la oralidad, y es precisamente, a través de la décima, la música y sus formas de trasmisión donde la tradición vive y hace “sentir propio lo de todos”.


<< Volver Atrás

¨La justicia primero, el arte después. ¡Ha triunfado la justicia! ¡Adelante el arte!¨
José Martí